Esta oruga robot podría ser utilizada para administrar medicamentos en su cuerpo

El impresionante invento es de varios investigadores de la Universidad de Hong Kong y pretenden dar un aporte nunca antes visto al mundo de la medicina.

Es una tira de silicona, suave y flexible, que se adapta a cualquier superficie y puede estar dentro del agua. Es lo suficiente fuerte como para soportar 100 veces su peso, lo que lo hace ideal para la entrega médica en cuerpos humanos.

El profesor Wang Zuankai explica cómo funciona.

Vea, también, el mal rato que vive Apple con la reducción en la producción de iPhone.

Además, en nuestra entrevista de la semana hablamos con dos emprendedores, estudiante de la Maestría de Ingeniería Mecánica de la Universidad Nacional, quienes han desarrollado un brazo robótico de uso industrial programado para generar dibujos, caricaturas y otros patrones.

Publicidad