Publicidad

Publicidad

Publicidad

logopush.png
¿Quieres saber más de las producciones de Caracol TV? Activa las notificaciones y recibirás información al instante.
¡Veámonos!
Nos vemos luego

Publicidad

Su escritorio es una barca: el capitán fluvial que salva vidas en las corrientes del Magdalena

Dentro de su trabajo como promotor turístico y líder ambiental, Juan Carlos Rodríguez ha logrado salvar a más de una persona que cae accidentalmente en la fuente hídrica.

braca.JPG

Con chaleco salvavidas, una lancha y la espectacular vista del ecosistema, el capitán fluvial Juan Carlos Rodríguez trabaja diariamente recorriendo la principal arteria hídrica del país, el río Magdalena, mientras les enseña a los turistas de diferentes partes de Colombia algunos de los animales más curiosos que habitan bajo las aguas.

Desde hace varios años trabaja de lunes a domingo en una embarcación ubicada en Girardot, Cundinamarca. Su pasión por cuidar del río la heredó de su padre, un reconocido comerciante de la ciudad quien decidió comprarle un día el lugar a la familia Rozo, sin tener la menor idea de que vendería otros negocios para dedicarse de lleno al establecimiento y que, en un futuro no muy lejano, sus hijos trabajarían fuertemente por representar el turismo de la región.

Publicidad

Nosotros somos tres hermanos y todos hacemos lo mismo. Sabemos manejar, pilotear la embarcación que tenemos, las embarcaciones menores, preparamos los viudos y también sabemos de gastronomía”, comentó Rodríguez.

Después de laborar durante gran parte de su vida en este oficio, ahora tiene como propósito mostrar la cara amable de su provincia para generar desarrollo y mejorar así la calidad de vida de las personas que viven en las zonas aledañas.

Además de ser un excelente capitán, ya que conoce a la perfección el río y los remolinos que posee, Rodríguez es un líder ambiental, puesto que en diferentes oportunidades ha participado con otros representantes ecológicos en jornadas de limpieza, llegando a recoger plásticos, residuos tóxicos y demás elementos que afectan directamente a la fauna que se encuentra en el área, como lo son algunos peces, tortugas, aves, babillas y demás animales.

'Don Juan Carlos', como es conocido en su tierra, alberga trabajo a 15 personas dentro de las que se encuentran meseros, lancheros, personal de cocina y ayudantes; convirtiendo su embarcación en un atractivo turístico para aquellos que desean pasar un fin de semana agradable en tierra caliente.

Publicidad

Una de las experiencias que más atesora en su corazón es la vez que viajaron en su barca desde Girardot hasta Barranquilla. Según relata, fue su hermano menor el que lideró esta aventura, teniendo que recorrer varios kilómetros durante aproximadamente 12 días. Esto les permitió conocer la historia de decenas de personas que viven gracias a las bondades que les ofrece las fuentes de agua.

Nosotros parecíamos Cristóbal Colón”, puntualizó el hombre refiriéndose al momento en el que arribaron a 'La Arenosa'.

Publicidad

No obstante, las anécdotas que jamás podrá olvidar son aquellas en las que ha tenido la fortuna de auxiliar a las personas que accidentalmente son arrastradas por la corriente, puesto que debe prender motores rápidamente para alcanzarlas río abajo y llevar a los heridos hasta tierra firme para que los especialistas puedan salvar sus vidas. Algo similar ocurrió con su padre, a quien no pudo rescatar de las aguas cuando se lanzó del puente, pero sí logró recuperar su cuerpo.

A pesar de las historias tristes que puedan habitar en las orillas de la arteria fluvial, Juan Carlos prefiere contarle a los visitantes algunas anécdotas populares que han sido transmitidas de generación en generación, como es el caso de 'El Mohán', un mito popular de los colombianos, y de 'los bogas', una comunidad que se dedicaba durante los años de la conquista a transportar por el río diferentes productos para abastecer al resto del país.

Publicidad

Por: Marianella Chavarro Castro.

📺 Sigue a Caracol TV en Google Noticias. 📺 Sigue a Caracol TV en Google Noticias.