Se encuentra usted aquí

Alejandro Sanz confiesa que ya no es igual de fuerte

El cantante sabe que tendrá que renunciar a su afición por el boxeo como forma de liberar el estrés porque sus habilidades ya no son las de antes.

10.jpg

 

Los años no pasan en balde y Alejandro Sanz es cada vez más consciente de que tiene que moderar su afición por el boxeo como forma de liberar el estrés porque ahora le pasa mucha más factura que antes.

"Yo antes de cantar, y para una gira como esta, me preparo. Le doy un poco al saco de boxeo, pero como esta última semana me ha ganado él a mí seis veces, voy a tener que dejar de pegarme con él", bromea el cantante en una entrevista para la plataforma digital VEVO.

Alejandro -padre de Dylan (3) y Alma (8 meses) junto a su mujer Raquel Perera, y de Manuela (13) y Alexander (11) junto a otras dos mujeres- es el primero que reconoce que su vida ha cambiado enormemente desde sus primeros años en el mundo de la música, ya que ha pasado de ser un juerguista desenfrenado a un hombre de familia.

"Admiro a la gente que con 23 años es capaz de centrarse en una carrera o en un trabajo. Yo claro que era juerguista. Lo mantuve durante un tiempo. Hasta que me ha aguantado el cuerpo. Ahora prefiero estar en casa. Me gusta invitar a amigos a cenar", explicaba el intérprete en una entrevista al periódico El País.

Por: Bang Showbiz

 

Publicidad