Se encuentra usted aquí

Jimmy Kimmel adelantó parte de las sorpresas para la gala de los Óscar

Al famoso presentador y humorista le ofrecieron ejercer de maestro de ceremonias en la gran noche del cine estadounidense el pasado diciembre, con solo tres meses por delante para escribir y ensayar el guion.

Jimmy Kimmel adelantó parte de las sorpresas para la gala de los Óscar

Foto: AFP

Foto: AFP

Al margen del tradicional nerviosismo que envuelve a aquellos a los que se les ha encargado presentar por primera vez un evento tan mediático como la ceremonia de los premios Óscar, Jimmy Kimmel no pudo evitar sentirse bajo una gran presión el diciembre pasado cuando la Academia le comunicó que había pensado en él para encargarse de semejante responsabilidad, ya que ahora asegura que tres meses no constituyen precisamente un período ideal para poder tener todo bajo control.

"Cuando me lo propusieron, me sentí como si un familiar no muy cercano hubiera muerto, en el sentido de que sabía lo que tenía por delante. El caso es que trabajo mucho, cerca de doce horas diarias, y la verdad es que para mí era muy importante contar con el suficiente tiempo para poder planificar un espectáculo de estas características. Me decepcionó un poco que no me avisaran con una o dos semanas de antelación, porque me podría haber dedicado con más tranquilidad a ello", reveló el cómico a la edición digital de Vanity Fair.

A pesar de que en los últimos años la organización ha hecho todo lo posible por reducir sensiblemente la extensión de la gala, que tendrá lugar este domingo día 26 en el teatro Dolby de Los Ángeles, el popular conductor del 'late night' de la cadena ABC está convencido de que la 89 edición volverá a sobrepasar las tres horas de duración, aunque por otro lado intentará hacer de ella una ceremonia más amena y relajada a través de bromas de naturaleza "espontánea".

"El espectáculo será significativamente más largo que en otras ocasiones, seguramente durará más de tres horas. Y mi único plan es ser todo lo espontáneo que pueda, porque eso es lo único que sé hacer. No soy actor, ni cantante ni bailarín, así que me imagino que me limitaré a sacar a relucir mis habilidades. Mucha gente espera que haya números musicales y coreografías, pero la verdad es que eso no se encuentra en nuestros planes", reveló en la misma conversación, antes de reconocer que buena parte de sus familiares llevan semanas pidiéndole entradas de las doce que la organización ha reservado para él.

"Para nosotros es como una pequeña boda, todo el mundo quiere ir", bromeó.

Por: Bang Showbiz 

Publicidad