Se encuentra usted aquí

“No quiero cantar en Cuba si no puedo expresarme”: Gloria Estefan

La cantante exhibe una actitud de escepticismo ante las tímidas muestras de apertura protagonizadas por el régimen castrista en los últimos meses.

“No quiero cantar en Cuba si no puedo expresarme”: Gloria Estefan

Foto: AFP

Foto: AFP

Aunque la progresiva apertura económica y cultural de Cuba hacia Estados Unidos supondría una oportunidad inigualable para que la cantante Gloria Estefan pudiera regresar a su isla natal, por el momento la estrella sigue descartando tal idea y prefiere esperar a que el país se comprometa a llevar a cabo las reformas democráticas que brindarían libertad y bienestar a sus compatriotas.

"Creo que debemos explorar todos los caminos posibles para que los cubanos mejoren sus condiciones de vida. El contacto entre seres humanos es excelente, y cuantos más dólares lleguen a la isla, menos control tendrá el gobierno sobre las personas", expresó la artista en referencia al reciente concierto que ofrecieron los Rolling Stones en su país, antes de apuntar lo siguiente.

"Pero yo, personalmente, no puedo subir a un escenario y cantar 'Mi Tierra' o 'Cuba Libre' delante del Ché Guevara y luego marcharme a casa sin haber podido decir nada, sería una tomadura de pelo. No quiero ir a cenar a un restaurante al que no tienen acceso la mayoría de los cubanos o pasar mis vacaciones en un país donde la gente no tiene los mismos derechos que los turistas. Mi padre se sacrificó por unos ideales y para mí sería imposible traicionarle", se sinceró en la revista Billboard la intérprete cuyo progenitor fue encarcelado durante dos años por oponerse a la revolución y luchar en el bando del derrocado gobierno de Fulgencio Batista.

La cantante afincada en Miami ha hablado en numerosas ocasiones sobre la traumática experiencia que vivió cuando, con solo cinco años, se vio obligada a huir de Cuba junto a su familia tras consumarse el golpe de estado que dio lugar a casi 60 años de castrismo, un período caracterizado todavía por la "represión constante" a la que, en palabras de la artista, se ven sometidos todos aquellos que luchan por los derechos fundamentales.

"Todavía siguen cometiendo auténticos atropellos contra la población, en un ambiente de represión constante. Incluso durante la visita del presidente Obama, las Damas de Blanco, mujeres que se limitan a protestar pacíficamente caminando con una flor en la mano, fueron golpeadas y encarceladas", añadió en la misma conversación.

Sin embargo, a diferencia de otros opositores cubanos residentes en Miami, Gloria Estefan no se opone a los intentos de la administración Obama por mejorar las relaciones bilaterales entre los dos países.

"Me parece bien que haya gente que trate de presionar a las autoridades [cubanas] para que se vayan abriendo y cedan en aquellas cuestiones que son esenciales para la población. Pero todavía hay un largo camino que recorrer", concluyó.

 

Publicidad