Se encuentra usted aquí

Pete Doherty pasa los días comprando en anticuarios y jugando a la petanca

El cantante se ha instalado en una ciudad a 40 kilómetros de París, Melun, donde lleva una vida tranquila junto a su novia

Pete Doherty pasa los días comprando en anticuarios y jugando a la petanca

El cantante Pete Doherty parece haber alcanzado por fin la estabilidad -previo paso por una clínica de desintoxicación- en una tranquila ciudad a 40 kilómetros del centro de París: Melun, donde comparte su vida junto a su novia francesa y pasa los ratos libres jugando a la petanca en su jardín.

"Ahora vivo en Melun. Sí, es que la vida parisina era demasiado ajetreada para mí. Tengo más espacio en Melun. Mi chica y la familia de mi chica son franceses. Y aquí me encanta ir a comprar cosas a los anticuarios. Y juego a la petanca en mi jardín", explica el roquero en francés al periódico Le Parisien.

La vida de excesos de Pete le llevó a ingresar el año pasado en una clínica de Tailandia, donde compuso junto a su compañero de grupo Carl Barât la mayor parte del último disco de The Libertines, 'Anthems for Doomed Youth'.

"Carl vino a verme a Tailandia. La clínica me hizo una proposición genial. Quería utilizar mi nombre para hacerse publicidad. A cambio me ofrecía un tratamiento gratuito.

Era una situación rara para mí. No tomaba drogas, no bebía alcohol. Hacía ejercicio. Comía. Todo era muy sano, aunque resultaba complicado trabajar un rato juntos sin que entrara una enfermera o un médico a la habitación cada diez minutos. Así fue como empezamos a trabajar en el nuevo disco", explica.

Publicidad