Se encuentra usted aquí

Woody Allen odia la expectación que generan sus películas

El artista acaba sumido en un estado de gran nerviosismo cada vez que se forma un intenso debate público sobre un proyecto que todavía no ha finalizado

Woody Allen odia la expectación que generan sus películas

Aunque su firma aparece estampada en algunas de las películas más emblemáticas de las últimas cuatro décadas, al excéntrico Woody Allen siguen invadiéndole todo tipo de sensaciones encontradas cada vez que prepara un nuevo proyecto para la gran pantalla, por lo que prefiere mantener un silencio sepulcral sobre los detalles de sus próximas creaciones para no generar expectativas que, a su juicio, puedan derivar en una profunda decepción para sus más leales seguidores.

"No me gusta que la gente empiece a deliberar y a especular sobre mis películas, de verdad que no me agrada que la prensa empiece a darle notoriedad a un filme que ni siquiera está terminado. Prefiero esperar a que todo esté listo para decirle a todo el mundo que vayan al cine, que se sienten delante de la pantalla sin prejuicios y con la mente abierta. Me aterra que los espectadores tengan grandes esperanzas en una cinta que quizá acabe defraudándoles", aseguró el veterano cineasta al diario The New York Post.

El polifacético artista sigue trabajando en sus años de madurez profesional con la misma intensidad de sus comienzos neoyorquinos y, por eso, asegura tener en el cajón de su despacho numerosos guiones que algún día saldrán a la luz si se atreve a presentarlos en sociedad. Lejos de caer en la autocomplacencia que suelen otorgar las buenas críticas que normalmente reciben sus trabajos, Woody Allen prefiere continuar por la senda de la modestia que siempre le ha caracterizado y enfrentarse al juicio del público soberano sin aires de grandeza y con ganas de aprender de los errores.

"Cada vez que estoy a punto de estrenar una película me digo a mí mismo: 'Que sea lo que el público quiera, si me merezco ser amado que así sea, y si por la razón que sea no he sido capaz de enganchar a los espectadores, pues que me digan qué les ha parecido para que la próxima sea mejor. Creo que los autores tenemos que tener siempre la mente abierta ante las reacciones de los demás, da igual cuántos años llevemos en este negocio. De hecho, yo todavía tengo guiones en casa que no me atrevo a desvelar porque no sé si son lo suficientemente buenos, quizá lo haga algún día", comentó en la misma entrevista.

Publicidad