Se encuentra usted aquí

Penélope Cruz se enfada ante una pregunta sobre lo 'horribles' que son sus pies

La actriz ha querido dejar claro de una vez por todas que se siente a gusto con sus pies

Penélope Cruz se enfada ante una pregunta sobre lo 'horribles' que son sus pies

Toda estrella de cine que lleve trabajando un tiempo debe enfrentarse a una serie de preguntas que salen a relucir siempre en las entrevistas y que consiguen sacarla de quicio, que en el caso de Penélope Cruz parece ser todo lo relacionado con sus pies. Harta de hablar del mismo tema, la actriz ha perdido la calma este miércoles durante su conversación con Savannah Guthrie a su paso por el programa estadounidense 'Today', donde ha dejado claro que ella no tiene ningún problema con sus pies después de que la presentadora le preguntara por qué se quejaba siempre de lo "horribles" que eran.

"No, no, no, yo no he dicho eso. Estoy a gusto con mis pies", aseguró tajantemente la intérprete.

Ante la respuesta de la española, la entrevistadora intentó cambiar rápidamente de tema para aligerar la tensión. Sin embargo, consciente quizás de la dureza de sus palabras, Penélope quiso matizar su declaración en un tono más risueño y con una sonrisa.

"Cuando eres bailarina de ballet se te caen las uñas de los dedos gordos del pie. Te las quitas y no le das importancia porque ya ni te duele. No sé si mis pies son bonitos, creo que son normales", explicó para zanjar esa parte de la conversación.

Durante la entrevista, la presentadora también interrogó a Penélope sobre cómo había sido interpretar a una sexy agente de Interpol en su nueva película, 'Zoolander Nº2', alegando que por lo general sus personajes no suelen ser muy agraciados. En esa ocasión a la actriz no pareció molestarle el comentario, ya que respondió calmadamente que en su trabajo no hay espacio para el ego.

"No me importa [mi aspecto en pantalla], intento dejar el ego en casa para darle al personaje lo que necesite. El personaje será el que te hable y te revele cuál es su acento, su manera de andar o cuáles son los zapatos más adecuados para él. Pero es verdad que en esta ocasión [en la secuela de 'Zoolander'] el personaje tenía que tener buen aspecto", añadió.

Publicidad