Se encuentra usted aquí

Michael Sheen no cambiará el cine por el activismo político

El actor ha aclarado que las declaraciones acerca de sus planes para abandonar la industria del cine en favor de la política fueron sacadas de contexto y magnificadas.

Foto: Bang Showbiz

Foto: Bang Showbiz

Foto: Bang Showbiz

Instagram photo by Michael Sheen

Ante la gran repercusión que han tenido sus declaraciones a un medio británico afirmando supuestamente que planeaba retirarse de la escena interpretativa para dedicarse en cuerpo y alma a la política, el actor galés Michael Sheen ha aclarado ahora que sus palabras fueron sacadas de contexto y exageradas, ya que lo que realmente se plantea hacer es reducir su ritmo de trabajo para prestar más atención a otras de sus inquietudes más relacionadas con el activismo.

"Concedí una entrevista a The Times of London hace unas semanas, y varios medios se han hecho eco de algunos extractos de la misma (incluyendo un titular que no es de ningún modo una cita literal). No dije que fuera a renunciar a actuar y abandonar Hollywood para meterme en política. En la entrevista original expliqué que he ido involucrándome progresivamente más y más en los problemas de la comunidad en mi tierra natal durante los últimos años, y que como resultado de la situación política actual, ese un tema en el que me gustaría concentrarme más. El entrevistador me preguntó qué repercusión tendría en mi carrera, y respondí que quizá tendría que trabajar menos como actor e incluso parar de hacerlo durante un tiempo en algún momento determinado. Pero aún no hay nada seguro", asegura el intérprete -protagonista de la serie 'Masters of Sex'- en un comunicado al que ha tenido acceso People.

Instagram photo by Michael Sheen

De paso, Sheen también ha matizado su controvertida comparación de la elección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos y la salida de Reino Unido de la Unión Europea con el auge del partido nazi en la Alemania de los años 30.

"Desde luego, tampoco equiparé a las personas que votaron a favor del Brexit o de Trump con una derecha fascista y fanática que debía ser detenida. La mayoría del Reino Unido, incluido mi pueblo natal Port Talbot, votó a favor del Brexit. Esa ha sido la voluntad del pueblo y debemos respetarla. En eso consiste la democracia. Debido a las preocupaciones en torno a la economía de la región de donde provengo, y su pasado industrial, puedo empatizar con la sensación de desencanto con la situación actual, que quedó parcialmente reflejado en el referéndum. A lo que sí creo que debemos oponernos es al resurgir del espectro del fascismo en el mundo occidental. Nuestra democracia debe ser defendida y cada uno de nosotros debe decidir cómo quiere contribuir a esa lucha".

Por: Bang Showbiz

Publicidad