Se encuentra usted aquí

Extirpan los implantes de pecho a Yolanda Foster

La estrella televisiva pasó por quirófano para que le quitaran las prótesis y unos trozos de silicona que flotaban en su sangre

Extirpan los implantes de pecho a Yolanda Foster

Yolanda Foster, estrella del reality 'The Real Housewives of Beverly Hills' y madre de Gigi y Bella Hadid, ha tomado la drástica decisión de pasar por una cirugía mayor para extirpar sus prótesis de pecho -una operación de siete horas que fue grabada en su totalidad para el reality- después de que sus médicos descubrieran trozos de silicona que llevaban una década flotando por su cuerpo.

"Hace diez años me caí y me rompí un implante, así que me lo cambiaron, y ahora, diez años después, han encontrado silicona flotando libremente, así que me lo van a quitar todo, los implantes y toda la silicona que queda por la zona de mi pecho", explicaba en el programa antes de pasar por quirófano.

La estadounidense de 51 años también espera que la extracción de las prótesis haga mejorar los síntomas de la enfermedad de Lyme, enfermedad crónica con la que lleva luchando desde 2012.

"Con suerte esta puede ser la solución. No va a curar mi enfermedad de Lyme, pero va a cambiar mi sistema inmunitario. Con suerte, va a darme la oportunidad de curar el 80 o el 90 por ciento de mi cuerpo y así podré volver a tener una vida normal".

El procedimiento fue transmitido este martes en Bravo, mostrando a los doctores de Cleveland abriendo su pecho y extirpando el implante lleno de sangre.

Una vez acabada la operación, Yolanda fue recibida por su entonces marido David Foster -del que se separó a finales del 2015-, que le aseguró que lo peor ya había pasado.

"Ey, cariño, ya está, ya ha pasado. Se ha acabado, todo está bien. Todo está ya fuera".

Publicidad