Se encuentra usted aquí

El hermano de Kim Kardashian renuncia a las drogas para recuperar su vida

Rob, el hermano pequeño de Kim Kardashian, ha dejado de fumar marihuana y ha contratado a un entrenador profesional para ponerse en forma y encarrilar su vida.

rob kardashian.jpg

El joven Rob Kardashian ha dado un cambio radical recientemente para intentar encarrilar su vida y volver a ser la misma persona alegre que era hace años, antes de abandonar el programa de telerrealidad 'Keeping Up with the Kardashians' y distanciarse de su familia.

"Ya no consume drogas y está haciendo todo lo necesario para lidiar con sus problemas de depresión y ansiedad. Rob dice que está listo para hacer todo lo que sea necesario para volver a ser la misma persona que era antes, porque no hay nada que desee más que estar ahí para sus padres, sus hermanas y sus sobrinos y sobrinas", aseguró una fuente al portal TMZ.

Uno de los primeros pasos que ha dado el hermano pequeño de Kim Kardashian ha sido ponerse en manos de un entrenador personal que le ayude a perder los kilos de más que tanto le acomplejan.

"Quiere ser más atractivo de lo que era antes y sabe que puede conseguirlo con un poco de ayuda", apunta el mismo informante.

El principal detonante del cambio de actitud de Rob parecen haber sido las muertes el pasado mes de junio del productor y guionista Bobby Heyward y Jamie Sangouthai, ambos amigos de su excuñado Lamar Odom, con quien el pequeño de los Kardashian mantuvo un estrecho vínculo durante años.

"También está trabajando con un terapeuta emocional. Después de perder a unos cuantos amigos por culpa de las drogas, Rob ha decidido que quiere vivir. Sus muertes han sido una especie de llamada de atención para él", la propia Kim reconoció recientemente que el problemático comportamiento de su hermano pequeño no era "ningún misterio", ya que se derivaba evidentemente de su "vaguería" y su afición a la marihuana.

"Lo que le está sucediendo a Rob no es ningún misterio. Ha ganado peso. Se siente incómodo frente a las cámaras del programa y no pasa nada por ello. Pero si la pregunta es si creo que se pasa el día vagueando, fumando marihuana, bebiendo cerveza y jugando a los videojuegos, entonces la respuesta es sí", aseguraba Kim a la revista Rolling Stone.

Publicidad