Se encuentra usted aquí

Justin Bieber se enorgullece de ser un sex symbol

Al cantante no le causa ninguna incomodidad que le etiqueten de sex symbol porque posar en ropa interior para Calvin Klein siempre había sido su sueño

Justin Bieber se enorgullece de ser un sex symbol

El cantante Justin Bieber no podría sentirse más orgulloso de haber alcanzado el estatus de sex symbol después de ver cumplido su sueño de protagonizar una de las campañas de ropa interior de Calvin Klein a imagen y semejanza de los anuncios que convirtieron al actor Mark Wahlberg en un icono en la década de los 90.

"No sé si soy un sex symbol o no, no tengo muy claro lo que eso implica. Pero si lo soy, ¡entonces me parece genial!", aseguró la joven estrella del pop a US Weekly.

La oportunidad de aparecer en los carteles publicitarios de la famosa casa luciendo su anatomía le llegó a Justin después de compartir una imagen en sus redes sociales enseñando sus calzoncillos de Calvin Klein.

"Ser modelo de Calvin Klein siempre había sido mi sueño. Y conseguí llamar su atención así", explicó el intérprete, añadiendo: "Espero que Mark [Wahlberg] reaccione de forma positiva ante mis anuncios".

Al margen de la satisfacción de ver cumplida una de sus ambiciones personales, este último trabajo como modelo ha convertido a Justin en el blanco de duras críticas por el comportamiento poco profesional del que habría hecho gala durante la sesión fotográfica junto a la modelo Lara Stone y por los retoques digitales que se habrían hecho a su musculatura.

"Básicamente se comportó como un cap**lo. Le tiró los tejos a Lara varias veces y ella tuvo que pararle los pies dejándole claro que se estaba comportando como un niñato. Bieber quería parecer más alto y musculado. También estaba implícito que su entrepierna debía parecer mayor", aseguró a breatheheavy.com una fuente.

Publicidad