Se encuentra usted aquí

Nicole Kidman comparte la 'valentía' de Grace Kelly

La reputada actriz reconoce que interpretar a la desaparecida princesa de Mónaco fue un reto mayúsculo, además de una oportunidad única en su carrera

Nicole Kidman comparte la 'valentía' de Grace Kelly

Aunque su interpretación de la inolvidable Grace Kelly no le ha brindado precisamente alabanzas por parte de la crítica, la australiana Nicole Kidman no ha dejado de irradiar entusiasmo por la "oportunidad única" de dar vida a quien fuera una de las grandes estrellas del celuloide estadounidense, sobre todo porque el mero hecho de aceptar el papel requirió de ella la misma "valentía" que exhibía la malograda princesa de Mónaco al iniciar una nueva vida en el pequeño principado.

"No paro de pellizcarme para ver si de verdad he tenido la oportunidad única de encarnar a la princesa Gracia. Para mí ha sido un honor haber intentado proyectar las muchas cualidades maravillosas que ella tenía. Si tuviera que destacar una de ellas, sin duda elegiría su valentía, ya que es precisamente ese atributo el que me dio fuerzas para emprender un proyecto tan arriesgado", aseguró la intérprete a la revista Hello!

La fusión de caracteres que experimentó Nicole Kidman al ponerse en la piel de Gracia de Mónaco -el nombre que adoptó al contraer matrimonio con el príncipe Rainiero en 1956- queda corroborada por el testimonio de quien la dirigió en la polémica cinta, el cineasta Olivier Dahan, la persona que no duda en afirmar que "Nicole no interpreta a Grace Kelly, sino que es Grace Kelly". Aunque la propia artista no iría tan lejos a la hora de describir su trabajo en 'Grace de Mónaco', al menos se congratula de haber podido trasladar a la gran pantalla el "intenso aura" de la célebre princesa monegasca.

"Tenía un aura y un magnetismo que eran más grandes que su propia vida, y la película trata de reflejar que, a pesar de las muchas dificultades que atravesó, logró encandilar a todo el mundo con un carisma y una personalidad irrepetibles. El filme no pretende transmitir todo el drama de su existencia, sino una modesta aproximación al contraste entre los lujos y los retos que enfrentó como esposa del príncipe Rainiero y princesa de todo un país", añadió la oscarizada artista.

Publicidad