Se encuentra usted aquí

Dave Franco cuenta qué hizo para perder 11 kilos para su nueva película

El actor se lesionó una rodilla y acabó cayendo en una breve depresión mientras trataba de perder peso para su más reciente película.

Dave Franco cuenta qué hizo para perder 11 kilos para su nueva película

Foto: Bang Showbiz

Foto: Bang Showbiz

En Hollywood existe una especie de fascinación oculta por ver cómo sus estrellas se someten a transformaciones brutales para sus proyectos que, por norma general, suele verse recompensada con alabanzas y premios. Aunque en algunas ocasiones el personaje en cuestión exija que los actores suban de peso, como fue el caso de Charlize Theron en 'Monster', por la que se llevó el Óscar, o Jared Leto para dar vida al asesino de John Lennon en 'Chapter 27', la mayor parte de esos cambios de imagen han ido asociados a pérdidas de peso brutales como la de Matthew McConaughey y -de nuevo- Leto en 'Dallas Buyers Club', la cinta que les valió sendas estatuillas doradas.

El último en unirse a ese club de intérpretes que se han sometido a todo tipo de privaciones por un papel ha sido Dave Franco de cara a la película de Netflix '6 Balloons', en la que da vida a un adicto a la heroína. Para ello, el intérprete tuvo que perder más de diez kilos a base de seguir una estricta dieta y de correr a diario, pero esa intensa rutina acabó pasándole factura tanto a nivel físico -se lesionó una rodilla- como personal en su relación con su esposa Alison Brie.

 

A post shared by Dave Franco (@officialdavefrancofp) on

"Nunca antes había estado tan deprimido, en toda mi vida, y por norma general soy una persona positiva, feliz, pero en ese momento no era alguien que quisieras tener cerca", reconoce en una entrevista a Interview. "Recuerdo que un día llegué a casa del trabajo y Alison empezó a decirme: 'No eres tú mismo, ya no eres divertido' y yo no podía dejar de pensar: 'Me muero del pu** hambre, ¿qué quieres que haga?'".

El proceso de documentación para comprender la psique de un adicto a base de recopilar tantos testimonios como le fuera posible tampoco resultó un camino de rosas para el hermano menor de James Franco, con quien comparte su tendencia a volcarse en cuerpo y alma en las historias que narra, a veces a costa de su salud.

"Obviamente no iba a empezar a consumir heroína, pero vi y leí todo lo que pude sobre el tema", explica. "Cuando ves un filme como 'Réquiem por un sueño', piensas que es muy buena, pero que no tienes por qué volver a verla necesariamente. Pues imagina ver tres de esas al día, y la mayoría eran documentales sobre gente real, adictos de verdad. Entré en un túnel muy oscuro".

Por: Bang Showbiz

Mira también:

¿Te pasa? Dave Franco deja que sus gatos dicten su vida sentimental

 

 

 

 

Temas Relacionados: 
Publicidad