Se encuentra usted aquí

Actriz de ‘Sex in the city’ preocupada por sufrir Alzheimer

Kim Cattrall teme la posibilidad de padecer la misma enfermedad que acabó con la vida de su progenitor hace cuatro años.

Actriz de ‘Sex in the city’ preocupada por sufrir Alzheimer

Foto: AFP

Foto: AFP

La actriz Kim Cattrall, conocida por interpretar al personaje de Samantha en la popular serie 'Sexo en Nueva York', ha reconocido abiertamente que su deseo de disfrutar al máximo de cada segundo que le brinda la vida se explica, entre otras razones, con el miedo que siente ante la posibilidad de que padezca Alzheimer en un futuro, una enfermedad que acabó con la vida de su padre hace cuatro años y que para ella supuso una especie de "alerta" sobre la necesidad de apreciar el valor de todo lo que le rodea.

"El Alzheimer es algo que me tiene preocupada, la verdad, porque se llevó a mi padre y es posible que lo tenga en mis genes y acabe siendo parte de mi vida. Trato de no estar asustada y no quiero que ese temor sea algo que defina mi existencia. De hecho, creo que lo que ocurrió me ha servido de alerta, me ha hecho entender que hay que disfrutar de la vida, que es lo más importante que tenemos. Quiero aprovechar al máximo mi presencia en este mundo, sobre todo ahora que estoy sana y me puedo mover con total libertad", reveló la estrella televisiva al diario Daily Mirror, antes de tratar de restar importancia al asunto destacando la buena salud de la que goza su madre.

"Mi madre está fenomenal, tiene 87 años y no podría encontrarse mejor", sentenció.

A sus 60 años, la popular artista no podría estar más satisfecha con la trayectoria que ha seguido tanto en el terreno profesional como en muchos otros ámbitos de su vida, hasta el punto de haber llegado a su etapa de madurez sintiéndose "orgullosa y feliz" del tipo de persona en que se ha convertido con el paso de los años.

"Creo que estoy en un momento en el que estoy feliz y orgullosa de las decisiones que he tomado, en el que me acepto a mí misma tal y como soy al tiempo que miro al futuro con optimismo. Me gusta ser como soy, quizá por el hecho de haber sobrevivido a un sinfín de dificultades sin haber perdido mi sentido del humor. Creo que eso es lo que me hace tan británica, mi capacidad para reírme de todo", se sinceró en la misma conversación, justo antes de explicar que el hecho de no haberse adentrado en la maternidad no responde a ningún tipo de plan preconcebido.

"Nunca decidí de antemano no tener hijos, no formaba parte de ningún plan y simplemente ha ocurrido así. Tampoco he querido recurrir a la fecundación in vitro porque no quería sentirme como un mero experimento científico", concluyó.

Por: Bang Showbiz 

 

Publicidad