Se encuentra usted aquí

Jon Hamm perdió la virginidad a los 19 años sin estar 'preparado' para ello

El intérprete confiesa que, por mucho que lo deseara, a los 19 años aún no estaba preparado para perder la virginidad, por lo que la experiencia fue incómoda y desastrosa a partes iguales.

Jon Hamm perdió la virginidad a los 19 años sin estar 'preparado' para ello

Puede que ahora el atractivo Jon Hamm sea uno de los hombres más deseados del mundo, gracias en parte a su papel de publicista mujeriego y atormentado por los fantasmas del pasado en la serie 'Mad Men', pero en su momento le costó pasar por el "incómodo" trámite de perder la virginidad, una experiencia que vivió con 19 años y para la que confiesa que "no estaba preparado" en absoluto.

"Cambiaría todo de aquella primera vez. No hay ningún aspecto de ese momento que no fuera incómodo. Digámoslo así: por mucho que hubiera practicado, todavía no estaba preparado para perder la virginidad", confesó el actor en una entrevista con la revista ELLE.

Antes de hacerse con el papel que le otorgaría la fama internacional y el reconocimiento a nivel profesional, el intérprete no tuvo una vida precisamente fácil, ya que se vio obligado a afrontar siendo aún muy joven la pérdida de sus dos padres, de la que consiguió recomponerse gracias a las familias de sus amigos.

"Mi padre enviudó dos veces. Ya se había divorciado de mi madre cuando ella murió, pero aún así fue una tragedia. Nunca tuve la oportunidad, siendo adulto, de sentarme y hablar con él sobre ello. Es una pérdida enorme. Fui medio adoptado por las familias de mis amigos", rememora el estadounidense, que aún hoy se siente agradecido por el papel que jugaron en su juventud sus 'madres adoptivas'.

"Sigo recibiendo correos electrónicos y tarjetas de esas mujeres que, a falta de una palabras mejor, fueron mis madres. He sido muy afortunado de tener a todas esas personas en mi vida. Hablamos de lo que significa ser una familia, de que lo importante es estar siempre ahí, seguir en contacto y preguntar de vez en cuando: '¿Qué tal todo?'. He sido muy afortunado de tener a esas personas en mi vida", explica Jon.

Pero en cuanto a mujeres que ocupen su corazón, de momento el actor no quiere ni oír hablar de rehacer su vida en el terreno sentimental tras concluir su relación con Jennifer Westfeldt en 2015, prefiriendo seguir concentrado en su carrera en la industria del entretenimiento.

"Oh Dios. No sé [qué le diría a la chica que se convierta en mi novia], creo que aún no estoy preparado para contestar a eso", replica.

 

Publicidad