Se encuentra usted aquí

George Clooney se sorprende a sí mismo al ver que es padre a los 56 años

El popular actor admite que todavía le cuesta asimilar el cambio radical que ha dado su vida desde que, junto a su esposa Amal, recibiera a los pequeños Ella y Alexander el pasado mes de junio.

George Clooney se sorprende a sí mismo al ver que es padre a los 56 años

Foto: AFP

Foto: AFP

El actor George Clooney no podría estar más satisfecho con el sinfín de nuevas experiencias que ha venido viviendo desde que, junto a su esposa Amal Alamuddin, se convirtiera en padre de los mellizos Ella y Alexander a principios del pasado mes de junio, aunque ahora reconoce también que, pasados casi tres meses desde la llegada de sus pequeños, todavía necesita algo de tiempo adicional para asimilar por completo que su carrera cinematográfica ha pasado a un segundo plano en beneficio de sus nuevas responsabilidades paternales.

"De repente, te das cuenta de que está en tu mano el bienestar de otras personas, lo que al principio te resulta algo aterrador. Por suerte, Amal se está comportando como una atleta olímpica en este sentido, lo está haciendo todo a la perfección. Sin embargo, es cierto que mi trabajo a día de hoy consiste fundamentalmente en cambiar pañales y en pasearlos de un lado para otro. Jamás pensé que a mis 56 años acabaría haciendo este tipo de cosas", explica el intérprete en una entrevista desde su casa de verano en el Lago Como (Italia).

"Ahora mismo no hago demasiados planes y me limito a disfrutar al máximo de todo lo que nos está pasando", sentencia en conversación con la revista People.

Además de las alegrías y del cambio de mentalidad que se desprenden de esta etapa tan ilusionante de su vida, la paternidad de George y Amal también les ha servido en estos meses para reforzar aún más el profundo amor que se profesan y, sobre todo, el compromiso de vida que ambos firmaron cuando contrajeron matrimonio hace tres años en una ciudad tan romántica como Venecia.

"Todo va genial entre ellos, especialmente ahora que han llegado los bebés. George y Amal no podrían estar más contentos y sienten que sus hijos les han unido mucho más. Están disfrutando muchísimo de la paternidad, están más enamorados que nunca y ahora mismo no les apetece otra cosa que disfrutar de su día a día junto a los niños. Además, tienen la suerte de contar con mucha ayuda, la madre de Amal está constantemente con ellos", explicaba una fuente a la misma publicación.

Por: Bang Showbiz 

Publicidad