Se encuentra usted aquí

La buena energía de la música Reggae se tomó nuevamente a Bogotá

El Jamming Festival le brindó la oportunidad a los colombianos de sentir la buena vibra de algunas de las bandas más importantes del Reggae.

La buena energía de la música Reggae se tomó nuevamente a Bogotá

Foto: Santiago Tovar Clavijo/Prensa Caracoltv.com

Foto: Santiago Tovar Clavijo/Prensa Caracoltv.com

El principio es el mejor temporal para poder contar una historia. El festival no comienza el domingo, da inicio el sábado cuando una fila que le dio la vuelta a la esquina de la calle 49 con carrera octava esperaba con ansias a los artistas que se tomarían una parte de su día para poder brindarle una gran felicidad a los aficionados. Primero sería una rueda de prensa para medios de comunicación, después los fans podrían entrar a tomarse una foto y pedir un autógrafo, algo que ya es costumbre antes de un evento.

Gondwana (su fundador), Ras Jahonnah, Elephant Man, La 33, entre otros se dieron cita para cumplirle a los dos públicos expectantes por ser atendidos. Todo transcurrió con normalidad, y aunque algunas bandas no pudieron cumplir con el cometido, lo propuesto se llevó con total calma y normalidad. Ahora los aficionados y periodistas tendrían que esperar a verlos al siguiente día cantando sus mejores éxitos, los viejos y los nuevos.

El tráfico se complicó desde las 11:15 de la mañana sobre la Autopista Norte, desde la 127, hasta la 210 cerca de los cementerios del norte. Un sol que condenaba a los vendedores ambulantes que ya están vendiendo los famosos 'spinners' para los niños, aunque los usan mucho más los adultos contemporáneos.

En el Centro de Eventos de la Autopista Norte no cabía un cuerpo más. El alma si cabía, pero a medias. La fila seguía siendo la protagonista de la historia y en ella se encontraba una bumanguesa que cumplía con lo propuesto desde el principio de año, asistir al Jamming Festival.

Ella no fue la única que decidió pagar los $60.000 que costaba el pasaje, otros pagaron hasta $120.000 pesos para poder ver la escena del Reggae que cada vez crece más. Todo listo. Manilla en muñeca, maleta al hombro (con un saco para el frío de más tarde) y la billetera con más tarjetas de contacto de billetes. 

Gondwana comenzó la buena vibra de aquellos artistas de la vieja escuela del Reggae que todos conocían. Celebrando sus 30 años de fundación como banda hicieron una fiesta de la carpa del centro de eventos. Dejando "erizada" a la bumanguesa que recordó sus mejores épocas de la juventud.


I-Locks Labbé, Gondwana/Foto: Santiago Tovar Clavijo

A esta oleada de intérpretes de la vieja guardía se unieron Morodo, Los Cafres, Panteón Rococó y Zona Ganjah. De una escuela más reciente del ritmo caribeño que se tomó latinoamérica con su ritmo y su son están Cultura Profética, con la salsa La 33, los ritmos tropicales con Systema Solar y la representación jamaiquina con Gyptian, Cécile y el artista más esperado Ky-Mani Marley.

Este fue un evento que sin duda los asistentes van a recordar por siempre. Zonas de juego y relajación, tiendas, comercio, historias, nubes de humo y una muy buena energía que sirvió para que todos se pudieran relajar, pasar un rato con su familia que no es de sangre, y sobre todo, escuchar a sus artistas preferidos. La bumanguesa se fue satisfecha y ahora alista su equipaje nuevamente para retornar a su vida laboral y estudiantil, pero ahora con una recarga de felicidad que sólo ella puede saber hasta dónde llega. 

Santiago Tovar Clavijo 
Periodista Digital

Publicidad