Se encuentra usted aquí

Aaron Carter se confiesa y asegura que no puede dormir desde su arresto

El cantante confiesa estar sumido en una profunda preocupación después de que a su detención del sábado se haya unido ahora un intenso debate en torno a su presunta adicción a las drogas.

Aaron Carter se confiesa y asegura que no puede dormir desde su arresto

Foto: AFP

Foto: AFP

El cantante y otrora ídolo juvenil Aaron Carter (29) sigue sufriendo todavía las consecuencias anímicas que se desprenden de su arresto el pasado fin de semana en la localidad de Cornelia, Georgia, cuando fue detenido por conducir supuestamente bajo la influencia del alcohol y por llevar encima unos 28 gramos de marihuana. Tanto es así, que el estadounidense no ha conseguido pegar ojo desde entonces y ha optado por refugiarse en las canciones de grandes clásicos de la música estadounidense con la esperanza de que le ayuden a sobrellevar tan duro trance.

"Básicamente, he estado escuchando a America, Stevie Wonder y la banda sonora de 'O Brother!'", reveló en una entrevista concedida al portal 'Entertainment Tonight', en la que se expresó sin tapujos sobre el llamativo episodio vivido en un taller mecánico donde había parado para sustituir uno de los neumáticos de su vehículo.

Una de las razones que le impiden conciliar el sueño reside en lo traumático de la experiencia vivida inmediatamente después de ser arrestado, ya que el artista ha insistido en que fue víctima de abusos policiales por parte de unos agentes que "hicieron gala de una agresividad injustificada" y, según su versión de los hechos, le negaron su derecho a un abogado.

Aaron Carter es arrestado por posesión de drogas y así reacciona contra su hermano

"La policía me sacó del coche con fuerza. Una vez fuera, dije: 'Tengo derecho a hablar con mi abogado', pero no me hicieron caso y me quitaron ese derecho de inmediato. Me preguntaron si había algo ilegal en mi coche y yo les dije: 'Tengo marihuana'. Intenté e intenté explicarle la situación al agente, pero él me dijo: 'Tú eres un profesional, ¿verdad? Yo también, así que estate callado'. Yo dije que de acuerdo", recordó en la citada conversación.

De camino a la comisaría en la que sería interrogado en profundidad, el intérprete trató de explicar a sus interlocutores que el cannabis que tenía en su poder era exclusivamente de uso medicinal, algo que en principio podría probar con un documento médico que le permite consumirlo para lidiar mejor con los problemas de ansiedad que sufre desde que fuera testigo en primera persona del atentado de las Torres Gemelas en Nueva York.

Asimismo, el artista argumentó que las acusaciones de conducir bajo los efectos del alcohol son totalmente infundadas porque desde hace años, y también por razones de salud, tiene terminantemente prohibido consumir bebidas alcohólicas.

"No tomo alcohol para nada. Ocasionalmente hago algún sorbito a una cerveza o algo así, pero no puedo beber cervezas con un alto nivel de alcohol. No puedo beber nada de eso. Tengo que beber la cerveza más suave posible. No puedo beber licores duros", aseguró al mencionado medio, antes de retar a todos aquellos que han venido difundiendo rumores sobre su presunta adicción a las drogas -basándose únicamente en el aspecto desmejorado y extremadamente delgado de su foto policial- a contratar a un experto que le someta a un detector de mentiras.

Por: Bang Showbiz 

Publicidad